Decide Madrid

Volver

EVALUACIÓN DEL IMPACTO AMBIENTAL DE LA CONTAMINACIÓN LUMÍNICA DE MADRID

Carlos Herranz-Dorremochea Carlos Herranz-Dorremochea  •  08/03/2017  •  Toda la ciudad

Código proyecto de gasto: 3091

Organización: Cel Fosc, Asociación contra la Contaminación Lumínica

Solicitamos al Ayuntamiento de Madrid la realización de un estudio global del impacto ambiental producido por la reciente sustitución del 40% del alumbrado público de Madrid a LED por su impacto potencial en los siguientes aspectos: en el medio ambiente y espacios protegidos (en especial el Monte del Pardo y el Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama), en la salud pública, en la seguridad vial y ciudadana y en el deterioro del patrimonio cultural inmaterial y los símbolos de Madrid.

Suscriben conjuntamente esta solicitud las siguientes entidades:

  • Cel Fosc, Asociación contra la Contaminación lumínica
  • International Dark-Sky Association (IDA)
  • Sociedad Española de Astronomía (SEA)
  • Agrupación Astronómica de Madrid (AAM)
  • Asociación de Astrónomos Aficionados de la Universidad Complutense de Madrid (ASAAF-UCM)
  • Grupo de Protección del Cielo (GPC)
  • Federación de Asociaciones Astronómicas de España (FAAE).
  • Proyecto Europeo Stars4All
  • Ecologistas en Acción-Madrid
  • Asociación RedMontañas
  • Observatorio Ciudadano para la Conservación del Patrimonio de la Sierra de Guadarrama
  • Mountain Wilderness de Ayllón, Guadarrama y Gredos
  • Madrid Ciudadanía y Patrimonio
  • Revista AstronomíA
  • Revista Quercus

La justificación de la propuesta se detalla en el documento PDF enlazado a continuación.

No hay hitos definidos

Necesitas iniciar sesión o registrarte para comentar.
  • Juan Antonio Maqueda Burgos
    Juan Antonio Maqueda Burgos  • 17/03/2017 22:48:39

    Totalmente de acuerdo. Debería estudiarse seriamente las características y la intensidad de al iluminación en la ciudad. Tengo la sensación de que está sobredimensionada. Las personas tenemos la capacidad, dentro de unos límites, de adaptarnos a niveles moderados y bajos de luz. Sin embargo, en muchos lugares de la capital estamos deslumbrados y cada rincón compite por destacar más, con más iluminación: de fachadas, pantallas publicitarias...
    Y ojo a la sustitución de la iluminación por LED. Se pueden hacer verdaderas barbaridades en nombre del ahorro. Hace poco estuve en Oropesa; un pueblo precioso en el que se les había ocurrido sustituir toda la iluminación por LED (seguramente por aprovechar alguna subvención): se han cargado el pueblo; por la noche no ves, pero por deslumbrado no por oscuro.
    En otras capitales europeas no la iluminación es mucho más moderada. Los madrileños no sorprendemos cuando callejeamos de noche por Berlín, Viena o Praga, por poner algunos ejemplos.

      • Carlos Herranz-Dorremochea
        Carlos Herranz-Dorremochea  •  Autor  • 23/03/2017 13:19:38

        Es el bien conocido «efecto dominó», que tan nefasto ha sido en tiempos pasados de bonanza económica. Primero, con cualquier excusa (seguridad, turismo, realce, comercio) se sobreilumina el centro. Después, los vecinos comparan la sensación que tienen con la de sus barrios (correctamente iluminados, en general) y piden más luz. Los políticos acceden, con tal de garantizarse votos en la siguiente elección. Como resultado la iluminación aumenta de forma irracional hasta que la siguiente crisis económica detiene el proceso. Otro factor que viene a añadirse es la iluminación comercial: los establecimientos pudientes no solo alumbran su escaparate, letrero o fachada sino que «alfombran» de luz «su» acera, echando por tierra todo el trabajo de los proyectistas para garantizar la uniformidad en las calles. Es hora de que los ciudadanos dejemos de pedir MÁS luz y empecemos a pedir MEJOR visibilidad, y que la luz artificial por la noche se trate como una emisión potencialmente contaminante.

        Sin respuestas
  • Pouline
    Pouline  • 16/05/2017 13:56:00

    Pero mas allá de los Leds hay que utilizar lámparas que no iluminen hacia arriba, y probablemente eliminar cantidad de lámparas que son innecesarias, así como regular los neones de los comercios y edificios que quedan encendidos incluso cuando están cerrados.

      • Carlos Herranz-Dorremochea
        Carlos Herranz-Dorremochea  •  Autor  • 18/05/2017 17:43:52

        Desde luego, y está implícito en nuestra propuesta. No emitir luz hacia arriba es la primera condición para prevenir la contaminación lumínica aunque, efectivamente, no basta. Cosas como las que comentas son las que debería sacar a la luz (nunca mejor dicho) y recomendar como medidas de prevención una evaluación ambiental exhaustiva del alumbrado como la que pedimos. En cuanto a la publicidad exterior te invito a leer mi comentario al proceso específico que abrió el ayuntamiento: [https://decide.madrid.es/comments/134369].

        Sin respuestas