Decide Madrid

Volver

Mismos derechos de los inmigrantes sirios para las familias madrileñas

Su Su  •  20/09/2015  •    8 Comentarios  • 

Visto que, en esta -llamada- "crisis económica" que padecemos y pagamos todos los madrileños, me sorprende saber que había 10 millones de euros de los que podíamos disponer todos y todas las ciudadanas, por lo que entiendo que, todo aquello que se dé a las familias sirias, también se dé a las familias madrileñas que también pasan penurias económicas, sociales y laborales (falta de casa -viviendo varias generaciones en el mismo hogar-, falta de alimentos, falta de trabajo, etc.).

Aprovecho para proponer a las familias madrileñas solidarias que también abran sus casas a los chicos marroquíes que andan por nuestras calles, o los manteros que han venido desde Africa buscando también huir de una situación inhumana...

 

Comentarios (8)


Necesitas iniciar sesión o registrarte para comentar.
  • E.A.R.

    Solidaridad significa renunciar a lo tuyo en beneficio de un semejante. De lo contrario no sería solidaridad. En España no morimos por las ideas de Rajoy. En Siria mueren por el EI. Pasará como pasó la inquisición, como pasaron todos los fanáticos de este miserable y por ello atractivo periplo. Todo movimiento del alama que hacemos queda ahí, en alguna parte. No es vano. Esto es como una evaluación cuyo examen jamás muere. Solidaridad significa renunciar a los bienes materiales y VER el alma de otros en dificultades.

    El exódo sirio es precisamente una prueba de esto.

    Te lo diré de otro modo: Si yo madrileño, luchando a diario, no obtengo proporcionalmente lo que aporto humildemente a diario y sobre todo en forma monetaria o de bienes, no me importa en absoluto si veo que semejante discriminación ha ido a parar a gente que no conozco, pero gente que necesita, Y ENTONCES MI ALMA ESTARÁ LLENA, y moriré pleno, mucho más que mirando mi cuenta corriente bien surtida.

    Sin respuestas
  • Snke

    Totalmente de acuerdo contigo,pese a los comentarios que algunos te han puesto.En este país tenemos la mala costumbre de que cuando vemos que nuestro vecino está pasando por una mala época,miramos para otro lado,pero cuando la desgracia la tiene alguien de fuera de nuestras fronteras,todo el mundo se vuelca indudablemente,siendo tu un bicho raro,si es que no piensas igual.Para ordenar la casa de los demás,primero tienes que tener la tuya colocada.

    Sin respuestas