Decide Madrid

Volver

Paralizar construcción de un Mercadona en calle Estocolmo (San Blas- Canillejas)

luiskaballero luiskaballero  •  18/04/2016  •    25 Comentarios

Código de la propuesta: MAD-2016-04-10633

Paralizar este proyecto ya que va en contra de un desarrollo urbano sostenible, de la protección que merece el pequeño comercio y de la calidad de vida de los vecinos.

Los vecinos nos oponemos porque:

  • Existen alternativas cercanas disponibles mucho más apropiadas para su ubicación.
  • Dadas las características de la calle, la construcción de tal centro atentaría gravemente contra la calidad de vida de los vecinos de toda la zona (contaminación tanto ambiental como acústica, falta de aparcamiento, olores...)
  • El proyecto va en contra de un desarrollo urbano sostenible, de la protección que merece el pequeño comercio y de la calidad de vida de los vecinos.
  • El centro comercial quedaría incrustado entre viviendas que se compraron y construyeron con un plan de ordenación de la zona en la que únicamente se contemplaba el uso residencial.  Es una zona de paso de los vecinos al carril bici y debería ser una zona verde.
  • Zona de movilidad complicada: cualquier oyente de la radio y en especial los vecinos de la zona sabemos de los actuales problemas de movilidad en esta zona de la M-40 apenas a 300 metros. A esto se añade la próxima apertura del Estadio Olímpico, sede del Atlético de Madrid, y de un parking disuasorio  con la masiva afluencia de tráfico que supone. Ambos también a apenas 300 metros.
  • Mercadona solicita una excepción al Plan General de la zona de manera que pueda construir más metros cuadrados de los que permite la norma (casi el triple), en medio de una línea destinada a viviendas unifamiliares que sí cumplen la norma.
  • La calle Estocolmo es de un solo carril, por lo que no podría absorber de ninguna manera la cantidad de tráfico que el centro generaría. El trazado de Las Rosas consta de tres arterias principales de cuatro carriles cada una, y una transversal con tres carriles, obviamente destinadas a fines comerciales ya que disponen de locales a pie de calle, mientras que existe una serie de calles de uno o dos carriles para uso claramente residencial (la calle Estocolmo es una de ellas).
  • A día de hoy el Ayuntamiento de Madrid no ha contado con los vecinos afectados de la zona para la aprobación de este proyecto, ni ha contestado a las alegaciones presentadas.

Documentos (0)